Intermediación Laboral ¿Qué es y cómo te puede ayudar

Intermediación Laboral: ¿Qué es y cómo te puede ayudar?

Las empresas tiene múltiples actividades que deben atenderse con inmediatez. En algunos casos, no es posible hacerse cargo de todas las responsabilidades y optan por contratar servicios profesionales que le ayuden, sobre todo, en el reclutamiento de personal calificado.

La intermediación laboral es una de las formas más eficaces de acertar con el personal capacitado; más aún, cuando se trata de empleados especializado en un área. Todos estos mecanismos ayudan a la empresa a tomar las decisiones correctas.

Esta no es una herramienta que solo beneficia a la empresa, también a los empleados a encontrar trabajo. De modo que, filtra las candidaturas y le empuja a hallar la plaza correcta. Aquí ahondaremos más sobre el tema y te daremos algunos ejemplos de intermediación laboral.

Obtén una plantilla de currículum vitae atractiva

¿Qué es la intermediación laboral?

La intermediación laboral es un servicio prestado a una empresa con el fin de contratar personal calificado. En este proceso intervienen tres actores: la compañía mediadora, la empresa cliente y el trabajador.

La idea fundamental es que la compañía mediadora proporcione a la empresa cliente trabajadores calificados. A través de diversas herramientas, la primera filtra todas las candidaturas para hallar los perfiles que se ajusten a las necesidades y, de esta manera, efectúa entrevistas de trabajo donde el mejor asumirá la plaza.

Este tipo de servicios es fundamental cuando las empresas clientes no cuentan con el personal para reclutar necesario. De esta manera, se asocian con compañías amigas que deben estar autorizadas por el Ministerio del Trabajo. El proceso funciona de la siguiente manera:

  1. Los empleados son reclutados y contratados por la compañía mediadora.
  2. Según el tipo de contratación, ambas empresas pueden generar responsabilidades al empleado.
  3. Se establecen los objetivos del contrato y se vela por su cumplimiento.
  4. Los empleados gozan de todos los beneficios laborales, sin importar la modalidad de contratación.
  5. Ambas empresas firman un contrato.

¿Qué comprende por tercerización e intermediación laboral?

Aunque muchas veces tiende a confundirse, la tercerización y la intermediación laboral son dos actividades distintas, pero que reúnen ciertos puntos de encuentro. Aquí vamos a abordar algunas diferencias:

  • La tercerización es un trabajo integral, mientras que las empresas intercesoras solo se encargan de promover la mano de obra.
  • La primera tiene como objetivo asumir la responsabilidad de una de las partes del proceso productivo, mientras que, la segunda solo funciona con servicios temporales, complementarios o especializados.
  • Con la tercerización, la empresa cliente coordina el reclutamiento, mientras que, con la intercesora tiene poderes de fiscalización sobre el personal seleccionado.

Intermediación laboral para encontrar trabajo y empleo

Como mencionamos previamente, este proceso no solo es beneficioso para las empresas, sino también para los empleados. Esta es la vía más fácil para encontrar empleo, de modo que filtran el perfil y lo ubican en la plaza donde más encaje.

Esta es una modalidad imprescindible si estás en busca de un empleo. Para lograrlo, debes armar un currículum actualizado, sino sabes cómo hacer, aquí te damos algunos consejos para hacer tu CV.

Estas son las dos tipos de empresas con quienes puedes encontrar empleo a través de la intermediación laboral.

Empresas públicas

El Servicios Públicos de Empleo (SEPE) es una institución de intermediación laboral. Tiene como objetivo ayudar a los recién graduados a entrar al mercado laboral, sin importar la profesión que tengas.

La función básica del SEPE es analizar los currículums, compararlo con las ofertas laborales disponibles y ayudar al aspirante a encontrar empleo lo más pronto posible.

Si al momento de asistir no hay un empleo ajustado a tu perfil, serás parte de una bolsa de trabajo para acceder rápidamente a las plazas siguientes.

Empresas privadas

Las empresas privadas, al igual que el SEPE, organizan los perfiles de los candidatos y los ajustan a las plazas correspondientes. Cumplen con el mismo objetivo y trabajan con los datos de reclutamiento de la propia empresa o con los ofrecidos por los servicios públicos de empleo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *